Header Ads

El FMI y el BM solicitan la suspensión de pagos de deuda de países pobres



El brote del coronavirus probablemente tenga graves consecuencias sociales y económicas para los países más vulnerables


El Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Mundial (BM) solicitaron este miércoles la suspensión de los pagos de deuda de los países más pobres para que puedan redirigir fondos a la lucha contra la pandemia del coronavirus Covid-19.

"El brote del coronavirus probablemente tenga graves consecuencias sociales y económicas para los países más vulnerables, donde vive un cuarto de la población mundial y dos tercios de la que se encuentra en situación de pobreza extrema", indicaron las dos instituciones en un comunicado conjunto.

"Con efecto inmediato (...) el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional solicitan a todos los acreedores bilaterales oficiales aplazar los pagos de deuda de los países que lo propongan", solicitaron.

De esta forma, recalcaron, se persigue "ayudar ante las necesidades de liquidez de estos países y otorgar tiempo para una evaluación del impacto de la crisis y la financiación que requerirá cada país".

Existen 76 naciones que podrían recurrir a esta opción, según los datos del BM, y entre ellas figuran Pakistán, Kenia, Honduras, Nicaragua, Haití, Nigeria, Mozambique, Nepal, Siria y el Yemen.

Según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) del 24 marzo, en el mundo hay ya 372.757 afectados por coronavirus, mientras que los fallecidos son 16.231 (1.579 más que la jornada anterior).

Los países y territorios que presentan COVID-19 son 194, siendo ya escasas las naciones que no han reportado contagios, entre ellas algunos archipiélagos de Oceanía, Corea del Norte o lugares en conflicto donde es difícil obtener datos, como Libia, Sudán del Sur o el Yemen.

China se mantiene como el país con más afectados, 81.000, y ha informado nuevamente de casos autóctonos (cuatro) después de 5 días consecutivos sin transmisión por vía local; le siguen Italia, con casi 70.000 casos; Estados Unidos, con 50.000; y España, con cerca de 40.000; según cifras de sus autoridades sanitarias.

No hay comentarios